La tradición musical en Bulgaria

La tradición musical en Bulgaria

Bulgaria puede sorprendernos en todos sus aspectos, ya que puede considerarse una de las grandes desconocidas de Europa, en este caso vamos a centrarnos en su cultura musical, que como no puede ser de otra manera, es el resultado de la mezcla que los pueblos que han ido asentándose en esta zona han dejado.

Remontándonos hasta la Edad Media, encontramos los primeros datos de música propiamente realizada por un compositor búlgaro, Yoan Kukuzel (ca. 1280-1360), un autor prolífico que nos dejó más de 90 de sus obras que aún se conservan. El estilo al que pertenecen estas composiciones es el eclesiástico, como era propio en la época.  Pero esta música ha ido evolucionando a lo lago de los siglos, la música hasta llegara a lo que hoy encontramos.

La música tradicional búlgara se caracteriza por la utilización de una gran variedad de instrumentos.  Muy dispares, y normalmente tienen su análogo en otras culturas cercanas. Para adentrarnos en su cultura musical es importante que nos iniciemos conociendo sus instrumentos, como haremos a continuación. Los instrumentos más populares son los que suelen utilizar los grupos musicales búlgaros, entre ellos no pueden faltar los siguientes:

El “Gaida”, Una especie de gaita con algunas modificaciones, fabricada tradicionalmente en de piel de cabra. Hay dos tipos comunes de “Gaida”. El “Gaida tracio” y el “Gaida Rhodopi”, llamado “Gaida kava”, es más grande, tiene un sonido mucho más profundo.

El “kaval”, es una flauta soplada por un extremo, la cual, a diferencia de la flauta travesera, está abierta totalmente por ambos extremos, está realizada en madera y tiene 8 agujeros, 7 frente y 1 en la parte posterior para el pulgar. Puede decirse que este instrumento es muy parecido en forma y sonido a la “Kawala” árabe y “Ney” del Oriente Medio.

El “Gadulka”. Un instrumento de cuerda frotada, con 3 cuerdas principales, aunque a veces puede encontrarse con 4 o 5 cuerdas.  A estas cuerdas principales se unen otras cuerdas simpáticas localizadas debajo. Lo que más llama la atención es que este instrumento se toca de forma vertical, con el arco de manera totalmente perpendicular a la caja de resonancia y a las cuerdas. Puede considerarse, tal vez desciende del “Gudok” ruso, pero lo que sin duda es cierto es que desciende de la Lira, como la mayoría de instrumentos de cuerda frotada de Europa.

El “Tǔpan”. Es una especie de gran tambor de doble parche, que se toca mientras está colgado sobre el hombro del músico que lo golpea con diferentes baquetas según el sonido que pretenda conseguir, una baqueta llamada “Kiyak” y otra con una punta fina “Osier”.

El “Tambura”. Es un instrumento de cuerdas de acero que se toca con una púa, las 8 cuerdas de acero se localizan en un largo mástil de metal.  Tiene un puente flotante y el cuerpo se talla en un solo bloque de madera, lo que hace que este instrumento sea bastante pesado. Es utilizado principalmente para el acompañamiento rítmico, pero puede utilizarse en solos melódicos. Puede verse un gran parecido con el “Buozouki” griego.

El Tarabuka o Dumbek. Es una especie de tambor de copa, de un solo parche. Es muy similar a la “Darbooka”  del norte de África y al “Touberleki” griego.

Sin embargo, existen también instrumentos de estilo más modernos que se utilizan en la música de baile tradicional, que son variaciones de otros instrumentos tradiciones de Asia, como el “Tambura” búlgaro variante del Saz, o el “Gadulka” variante del “Kemence”. Instrumentos de estilo más moderno a menudo se utilizan en la música de baile más moderno que fue una rama de la música tradicional de la aldea.

Pero si realmente quieres conocer sus ritmos de primera mano, será muy interesante viajar allí, y para ello, si no conocen el idioma, les será de gran ayuda la página https://www.senderismoeuropa.com  donde profesionales le asesorarán a cerca de sus viaje y les guiarán por cada rincón de Bulgaria inmersos en su cultura y sus gentes.

La tradición musical en Bulgaria by
Compártelo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *